Comunidade Caná

Comunidad Católica de Alianza integrada por familias en el seno de la Renovación Carismática

Formación ~10~


   ¡Es hora de resucitar a la familia! El mundo la da por muerta; pero Dios ha puesto en ella todo el poder de su Espíritu Santo para unir y perdonar, para restaurar y curar, para amar... Estas enseñanzas han sido transmitidas en Encuentros de Familias a lo largo y ancho de nuestro país. Son sencillas e inspiradoras.

   ¡Porque es tiempo de Dios para la familia! El futuro de la Iglesia y de la humanidad depende de la Familia. ¡De mi familia! "¡A la obra, que Yo estoy con vosotros y en medio de vosotros se mantiene mi Espíritu!  ¡No tengáis miedo!" (Ag 1, 5). Él hará en nosotros lo imposible por el poder de su Espíritu. ¡Sabemos de quién nos hemos fiado! ¡Ánimo y a la tarea!


Vivir la ALEGRÍA del AMOR en la FAMILIA 

   El anuncio del Evangelio de la Familia: de Familiaris Consortio (22 de noviembre de 1981) a Amoris Laetitia (19 de marzo de 2016): 35 años en los que la Iglesia está anunciando la Verdad sobre el amor, el matrimonio y la familia. Los tres últimos papas: una providencia de Dios en lo que han aportado a la Iglesia y al mundo sobre la familia. Los cristianos no podemos renunciar a proponer el matrimonio, frente al descalabro moral y humano actual. Estaríamos privando al mundo de algo que tenemos. (AL 35)

     Signos de la Vida en el Espíritu Santo: 
  • UNIDAD – La doctrina de la Iglesia es una. 
  • VERDAD – La Iglesia no puede renunciar a presentar la Verdad.
  • CREATIVIDAD – El Espíritu nos muestra cómo ayudar a cada familia concreta.  

    Tres preguntas que nos sugiere Amoris Laetitia


1. FAMILIA, ¿dónde estás? 


Algunos aspectos significativos de la situación actual:



  • Pérdida de referencias familiares, desdibujada la figura de padre y madre. La ausencia del padre ha generado mayor problema en los varones. 
  • La invasión de los medios tecnológicos que no educan ni construyen personas; más bien las aíslan. 
  • Nuevas adicciones. Una de las más destructivas: la pornografía.
  • Dos últimas generaciones educadas en el relativismo, el hijo como centro de la casa, superprotección. Tú ocúpate de lo tuyo. 
  • Otra carencia significativa es la falta de disciplina y exigencia en la educación de los hijos, que da lugar a jóvenes con muy poca fuerza de voluntad.  
  • La ideología de género que dice que la naturaleza masculina o femenina es algo que uno se puede construir a medida de su deseo. Es la primera vez en la historia que el hombre lucha contra la propia naturaleza; rechaza ser una criatura creada para convertirse él mismo en el creador. 
  Somos conscientes de la dirección que están tomando los cambios antropológicos-culturales, en razón de los cuales los individuos son ahora menos apoyados que en el pasado por las estructuras sociales en su vida afectiva y familiar. (AL 32) 


2. MAESTRO, ¿qué tengo que hacer? 


Ante esta pregunta, Jesús relata la parábola del buen samaritano. Ese hombre que sale de viaje es la familia. Emprende el viaje con alegría, tranquilidad, cree llevar lo necesario para el camino... Y cayó en manos de unos ladrones. Le quitaron la ropa, lo golpearon y se fueron, dejándolo medio muerto.

Acompañar, curar, escuchar, conocer, pararnos, mirar, tocar, estar... Hoy debemos hablar más de PROCESOS que de ACTIVIDADES. Sí a procesos de acompañamiento, a itinerarios a seguir; no a actividades aisladas.

Cuatro PROPUESTAS para las PARROQUIAS: 

    1. Trabajo en la educación afectiva y sexual en la etapa de Confirmación. Tiempo privilegiado para proponer a los jóvenes un ideal más alto. 
   2. Encuentros con novios sin fecha de boda, creando un itinerario sencillo que les acompañe y les ayude a reflexionar sobre el amor. 
   3. Prematrimoniales: momento fuerte e importante. El Papa Francisco pide que no sean algo aislado en el camino de la fe. 
   4. Dar continuidad con encuentros para parejas jóvenes. De aquí viene el título de nuestro taller de ITV matrimonial. La Familia, siempre en construcción. A su vez, en la preparación de los novios, debe ser posible indicarles LUGARES y PERSONAS.  "Nuestros jóvenes viven el tema del amor a merced de los criterios del mundo y sin referencias que les abran horizontes y les ayuden a escuchar la verdad inscrita en su corazón." (AL 211)

    Estas propuestas no serán posibles sin la implicación de los párrocos y sin el trabajo en equipo de sacerdotes y familias. En algunos casos será necesario buscar expertos: psicólogos, pedagogos, terapeutas...


3. AMIGOS, ¿cuántos panes tenéis? 


Ante la muchedumbre hambrienta, la tentación surge inmediatamente... La Palabra de Jesús es clara y contundente: Dadles vosotros de comer. Tenemos poco para alimentar a tantos. El Evangelio nos presenta la paradoja de la desproporción. Tan poco, puesto bajo la bendición de Dios, resulta suficiente para alimentar a muchos. Aquí es donde el Espíritu Santo puede hacernos cambiar nuestra mirada y nuestra actitud ante la multitud de familias que se mueren de hambre. ¿Cómo puede realizarse el milagro de la multiplicación?  

     > Actitud de acogida y escucha. Vivir más disponible a la persona que se acerca a la Iglesia; a perder el tiempo conociendo su situación.
     > Trabajo en equipo sacerdotes y laicos. Crear una red, un tejido que favorezca que las personas pidan ayuda, compartan su dificultad. Un pobre sabe que puede ir a Cáritas; pero un matrimonio en crisis, no sabe, con la misma claridad, que en la Iglesia le pueden ayudar.
   > Preparación y formación específica y aplicada. Hay dones en las personas fieles a la fe que están por descubrir y que necesitan de valentía y preparación. Se siguen dedicando demasiados esfuerzos a catequesis infantiles y muy poco a acoger a esas familias que traen a sus hijos a la catequesis.


Javier y Montse, Comunidade Caná